Noticias Uno es un noticiero de caracter investigativo emitido los fines de semana y festivo
banner ad
banner ad
banner ad

Las motos inútiles

| marzo 17, 2012 | 0 Comentarios

Motos deportivas que son de gran atracción para muchos aficionados al deporte, resultaron ser el gran dolor de cabeza para la policía de Barrancabermeja. Las motos van equipadas en su mayoría de una carrocería que mejora su aerodinámica con el fin de alcanzar medias y altas velocidades. La posición de conducción es usualmente muy agresiva, obliga al cuerpo a estar muy adelantado.

Esas mismas motos fueron las que la administración municipal del periodo 2008-2011 por el entonces alcalde, Carlos Alberto Contreras…

“Faltando dos días para terminarse el año, el señor alcalde autorizó la compra de estas motos que no se requieren, no hay necesidad para ese tipo de motos, yo creo que la Policía definitivamente necesita motos donde se puedan movilizar mucho más rápido y donde por lo menos puedan ir dos policías”.

La adquisición que buscaba mejorar la seguridad de Barrancabermeja costó más de 1.000 millones de pesos.

“Este contrato es uno de los tantos que se firmaron el 30 de diciembre, como todas las cosas a la carrera tiene sus inconvenientes, fue un contrato que se firmó para comprar 2 CAI móviles y 4 motocicletas para la Policía”, dijo Juan de Dios Castillo, secretario municipal de Gobierno.

Las motocicletas aún no han sido entregadas formalmente a la Policía.

El Coronel Rafael Silva aseguró que “hasta el momento, no tengo comunicado oficial donde se nos haya notificado la entrega de algún parque automotor para el apoyo de la seguridad de los ciudadanos de Barrancabermeja”.
Según la administración actual, la inversión sí estaba contemplada dentro de las necesidades de la Policía, pero la alcaldía de Contreras no tuvo en cuenta quizás lo más importante: “no consultar a la Policía de cuáles eran las especificaciones y mutuo propio”.
Según el secretario jurídico municipal, “sí nosotros recibimos esas motos de esa manera posiblemente podría existir un gran problema porque la Policía Nacional no nos va a recibir, porque tampoco podríamos utilizarla porque nuestros funcionarios públicos no usan motos deportivos”. Es decir, se hizo la compra de motos inútiles.

El secretario jurídico ratifica que todo lo que tenga que ver con la planeación de un contrato requiere necesariamente análisis de estudios y documentos previos, esto soporta que los bienes que se van a adquirir suplen la necesidad del interés público…

Al problema parece haberle llegado una solución: “Sea el caso advertir que nuestra labor constitucional va encaminada a la protección del patrimonio público y es allí donde vamos a actuar como Contraloría Municipal”.

Ahora los habitantes de Barrancabermeja deberán esperar a que la administración y el contratista lleguen a una conciliación y, se logré el cambio de motocicletas. Mientras tanto la Policía deberá seguir con sus habituales y acostumbradas motocicletas.

Categoria: ¡Qué tal esto!

Deja un comentario

Usted debe ser Conectado Escribir un comentario.

En Bogotá, un policía acostado es lo que en otras partes del mundo se conoce como un rompemuelles pero en Barranca Bermeja, es la posición de persecución a los infractores fugados... La alcaldía le compró a la Policía las motos más veloces, pero también las más incómodas... Qué Tal Esto